viernes, 20 de noviembre de 2009

¡¡PERÚ FEDERAL: DEBATE NACIONAL!! (I)

¡¡PERÚ FEDERAL: DEBATE NACIONAL!! (I)

¡Qué bueno que hayan matices! Sí. Y no existan sólo extremos. Porque hace un tiempo ya, casi estuve en uno de ellos. Transité del pensamiento económico liberal ortodoxo (un poco más y se podía decir que era ultra y dogmático), hacia el que me encuentro ahora; al que denomino pensamiento social de mercado. Camino recorrido que tomó un lapso y que obedecieron a razones que ameritarían otro artículo.

Nunca he sido partícipe de aplicarme -ni que me lo apliquen- nominaciones ni “clichés” (derechas - centros - izquierdas), para poder hacer las cosas con la libertad que un Corazón así, libre, te dicta. Pero si ahora tengo algo que decir sobre mí en este aspecto, es que debo admitir y puedo aceptar ser llamado un militante y seguidor de la corriente socialdemócrata moderna, con nuevo enfoque, más sensible, más humano. Más progresista.

¿A qué todo esto? A que se vienen momentos de grandes definiciones. Grandes decisiones. Grandes cambios en nuestro Perú.

He mutado, por haberlo interpretado y entendido como un imperativo, de mi concepción Federalista regional amazónica, hacia una concepción Federal nacional. Por ello, aspiro ya no a que Loreto y la Amazonía peruana sea una Región Federal Autónoma. Sino, a que el Perú (en su conjunto, en su totalidad) pase de tener el modelo actual de república, a ser una República Federal: que los actuales departamentos se unan -de acuerdo con el marco normativo descentralizado vigente- para conformar 10 ó 12 Regiones y, con los cambios constitucionales pertinentes, pasen a constituirse en Estados Federales con las prerrogartivas autonómicas que derivan de este nuevo y esperanzador modelo de Estado. Y seguir siendo un Perú único, unido, sólido e integrado al Bloque Suramericado y amazónico andino, para efectos de negociaciones y acuerdos económico/comerciales.

Por ello la atingencia inicial: para dejar en claro que el cambio de modelo de república, de ninguna manera dicta un determinado modelo económico. Pero abre puertas y ventanas para que entren nuevos aires. Nuevas ideas. Nuevas alternativas. Nos refresquemos políticamente.

Es necesario e ineludible que el debate sobre el cambio de modelo actual al modelo Federal, entre de manera URGENTE a la agenda. Y que entre con altura, si no es mucho pedir. Ya es hora que el Gobierno Nacional enfrente las cosas con realismo, responsabilidad y seriedad, para que dejen de taparlas con el uso masivo de psicosociales (nocivo para la salud mental de la ciudadanía) teniendo como punta de lanza a los cabizbajos medios de comunicación. Dialoguemos. Ya es hora, señor Presidente.

1 comentario:

fierito dijo...

hola hermano queria invitarte a un blog acerca del peru espero poder tenerte en cuenta buscanos en facebook -- desertar nacional ok saludos peruano